Transmitiendo valores

Uno de los deseos más feroces de los padres es ser efectivos en la transmisión de sus valores a sus hijos. Nos parece, por razones obvias, parte fundamental de nuestra misión como educadores y asumimos dicha responsabilidad, a veces con un miedo atroz al fracaso.
Pues bien, olvidad ese miedo que os oprime el pecho cuando reflexionáis sobre esto porque hoy os traemos unos cuantos consejos para asegurar el éxito de vuestra empresa.

valores

Explicar y acompañar

Hace años que se contempla una nueva corriente educativa, basada en el respeto y el acompañamiento en el proceso evolutivo de nuestros hijos, cuyos resultados superan y mejoran con creces aquellos conseguidos mediante una educación más conservadora.
Con este tipo de educación autoritaria, se conseguía más un “adiestramiento”, asentado en el miedo al castigo y en la imposición por la autoridad, que una educación en valores efectiva.
Gracias a las nuevas metodologías, que priman el aprendizaje a través de la experiencia, los acuerdos y procesos de negociación con los padres, y la potenciación de su autonomía, los niños aprenden a razonar y a encontrar sus propias respuestas. Unas respuestas que, reforzadas por los ejemplos positivos de los que hemos hablado en posts anteriores, evolucionarán en aquellos valores positivos que queremos hacer florecer en ellos.

→ Más adelante dedicaremos uno de nuestros posts a la potenciación de la autonomía en los niños.

Mostrar los valores correctos

Un ejercicio importante para transmitir correctamente nuestros valores a los pequeños es primero realizar un listado lo más completo posible de los mismos. Sólo teniendo claro aquello que queremos enseñar podremos transmitirlo de forma correcta.
No obstante, no debemos agobiarnos con este tema, puesto que enseñar aquellos valores que a su vez nos transmitieron nuestros padres es algo más natural y espontáneo de lo que a veces parece. Quizás sin darnos cuenta, en nuestro día a día somos el fiel reflejo de ellos, y así lo hacemos notar a través de nuestras actitudes, emociones y conductas.

→ Haz un listado en Listas y Prioridades con los valores que quieres transmitir a tus pequeños. Te recomendamos para ello la ayuda de los siguientes artículos:

¿Cómo definir tus valores personales?

Valores éticos básicos

Tipos de valores

→ Te dejamos un interesante artículo con consejos sobre cómo transmitir a los peques 6 valores básicos.

Seguridad personal

La seguridad en sí mismos es una de las cualidades más preciadas y buscadas en el desarrollo de nuestros pequeños, dado que jugará una baza muy importante en su futuro tanto individual como social.
Por ello, es muy importante que vean en nosotros dicha cualidad reflejada, así como el asentamiento de una buena comunicación y confianza con nosotros, a través de la cual podremos acompañarles en su proceso de maduración y autonomía, dándoles pautas cuando sea necesario para manejar emociones complejas como la frustración, la rabia o los celos y reforzando sus avances en relación con sus capacidades y habilidades.

→ Puedes reforzar tu seguridad personal siguiendo los consejos de nuestro blog, para lo que te recomendamos los siguientes posts sobre autoestima y naturalidad.

Aprende a valorarte

¡Sé auténtico!


Dado que lo prometido es deuda, en el próximo post trataremos la autonomía de los niños y os ayudaremos a potenciarla con consejos útiles y la siempre práctica ayuda de nuestro gestor personal Mentalpage. ¡Volvemos la semana que viene!